domingo, 4 de octubre de 2009

Autoconcepto

Bien, en este post plantearé una de esas preguntas que cuando tratas de contestar, obtienes unas respuestas que pueden ser peligrosas, peligrosas en el sentido de que te hacen muy pero que muy infeliz, tan infeliz que puedes acabar en un psiquiátrico si les das demasiadas vueltas.

Os plantearé la pregunta que quiero que respondáis: “¿Quién soy yo?”

Con esta me pregunto a mí mismo, vosotros también, os podéis preguntar lo mismo. Bien, ante esta pregunta caben miles de respuestas, pero lo que yo pienso es. Yo soy lo que pienso, mi “mente” . ¿Pero qué es la mente, está en algún sitio? En la sociedad occidental está muy aceptada la idea de que la mente es una especie de hombrecillo o mujercilla que llevamos dentro de nuestra cabeza, que somos nosotros a la vez, que toma decisiones. Creemos ser invulnerables, creemos controlar nuestro entorno, pero lo cierto es que ni somos invulnerables ni podemos controlar nuestro entorno.

Y diréis, “ya, pero yo percibo muy bien que estoy aquí”, eso va en la línea de “Cogito, ergo sum” (pienso, luego existo). Pero ¿estás aquí? ¿Dónde? ¿Cuándo? En el mismo instante en que escribo esto, ese instante ya es pasado. Creemos que somos autónomos, que somos libres, pero decidme ¿quién sois vosotros sin la sociedad? Nada, por ejemplo, cuando entro a mi primera clase, observo como el comportamiento de todos los alumnos es sorprendentemente uniforme. Hacen exactamente lo mismo, y el profesor cuando entra, hace exactamente lo que esperamos que haga, y cualquier salida del guión, aunque sea milimétrica, nos resulta evidente. Por eso creo que somos puntos en la línea de un programa de software. Antes os he dicho que creemos controlar nuestro entorno, pero imaginad esta situación:

De repente viajas en el tiempo 300 años atrás. Y tú, en esta coyuntura entusiásticamente les cuentas a las personas de esa época que ahora hay electricidad, que hay posibilidad de llevar ropa con diferentes estampados (cosa que no apareció hasta el siglo diecinueve) y demás. Entonces ellos, te dirían “enséñanos, aunque sea de forma general a producir estas cosas”. Tú, probablemente, no sabrías explicarles nada de esto, porque para CONTROLAR algo, debes entenderlo y tú no entiendes cómo funciona ni siquiera la maravilla del msn que tan a menudo utilizarás. Es más, probablemente la gente de esa época sepa más que tú de cómo conseguir alimentos, cómo prevenir enfermedades o curarlas, de cómo protegerse…

Tendemos a simplificar mucho el mundo, seguro que cuando salís de casa y llegáis a clase, os habéis cruzado con personas, pero ¿podrías acordaros de alguna de ellas? Yo responderé a vuestra pregunta…no. No podríais, porque esa información que tan nítidamente os ha llegado, ni si quiera os habéis molestada en procesarla, porque no es algo relevante para vosotros, para vuestro autoconcepto. Está demostrado que antes de los 3 años, no recordamos nada, pero ¿los recuerdos que tenemos son reales? Si tuviéramos todos los recuerdos sobre hechos significativos de nuestra vida, probablemente podríamos tener una visión sobre nuestra trayectoria vital mucho más completa de la que tenemos, porque nuestros recuerdos se basan en hechos reales, pero no son reales…son copias subjetivas que nuestra “mente” ha construido para dar coherencia a nuestras acciones.

Aquí es donde el autoconcepto entra a formar parte de la respuesta a “¿quién soy yo?” Cada persona se forma una representación de sí mismo, una representación totalmente errónea, subjetiva y falsa. Sin embargo es una representación que nos ha permitido sobrevivir hasta hoy. No sé si habréis estado alguna vez en un foro, pero en los foros que rulan por Internet, cada persona además de un nick tiene un avatar, estos avatares son imágenes de personajes ficticios que se supone, te gustan, te describen o lo que sea. Pues eso es el autoconcepto, una autorepresentación que nosotros hacemos de nosotros mismos, errónea y desviada.

http://www.youtube.com/watch?v=pQXUPfyeNIA&feature=related

Y sin embargo todas estas mentiras son las que nos hacen mantener la ilusión, la ilusión de que aprobaremos todas nuestras asignaturas a pesar de que las estadísticas están en nuestra contra, pero si tuviéramos datos objetivos en cuenta como los que narra el vídeo, esa ilusión que os decía, la perderíamos, acabaríamos perdiendo algo más que la ilusión por los exámenes, perderíamos la ilusión por vivir. Esto es en definitiva otro enfoque de “ganas de vivir”.

Benito

20 comentarios:

alberto dijo...

de verdad qué nivelazo. enhorabuena... y pensar lo petardos que érais cuando yo os pillé...! A vosotros aún os sienta bien que pasen los años... en serio, cómo cambian las cosas en poco tiempo; una prueba: se han metido unos cuantos alumnos de este año y se han echado para atrás porque han pensado que les venía grande. bueno, ya se animarán. yo mañana me leo todo con detenemiento y respondo.
pero, una recomendación: muchas de esas cosas se plantea una de las mejores películas que he visto, Blade Runner.

Benito Camela dijo...

alberto mira esto...es digno de esponjiforme (proseguid con el tema, solo estaba recomendando algo)

http://www.youtube.com/watch?v=T5qsTzuLe1I&NR=1

Mr C.Boyas dijo...

despues de leerme el texto...me quedo con un dato...
Nos quedamos con la informacion que creemos nos es util.
Diciendo esto nos imaginamos ya como va la siempre mencionada sociedad...
¿Que es lo que hoy en dia nos es util?
¿tener visitas en el tuenti?¿pillar botellas baratas para el finde?etc etc...
Todos sabemos que la mayoria de gente sigue al pie de la letra el dicho popular : *Mas conviene conocer a 2 que sepan hacerlo que hacerlo por ti mismo* (uno de los pocos refranes que no comparto su opinion..¬¬)
Por lo que la informacion que quieren captar aun se ve mas reducida si cabe....
Por lo que sabiendo esto se llega a una conclusion:
A la gente se la pela mientras le vaya bien el msn (ya mencionado) o el microondas...¿para que saber como funciona y por que, si funciona?
Y si se rompe,pues compro otro...
o llamo al amigo de turno que sabe de ``todo´´.
tan obvio como triste...

alberto dijo...

Pues ésta tampoco tiene desperdicio

http://www.youtube.com/watch?v=i-ym2PEE500

luego sigo con el tema, en cuanto pille algo de tiempo que este año incluso estoy trabajando un montón!

MaVeRiCk * * * * * dijo...

me ha gustado este tema, aver si lo pillo con tiempo, ke estas respuestas son para meditarlas.

uun saludo gente !


MaVeRiCk * * * * *

alberto dijo...

en cuanto saque tiempo yo también me pongo con él.
Otra cosa: perdón por usar esto de tablón de nuncios, pero conocéis a un batería?.
Es que necesito uno pero ya para un nuevo e ilusionante proyecto musical, y pensé que vosotros conocéis a un tipo de gente que, por edad y tal, son absolutamente ajenos a mí... tal vez sepáis de alguien. Perfil requerido:
-disponibilidad (que no toque en orquesta y por tanto desaparezca desde mayo, que viva en albacete...)
-tocar razonablemente bien (no hace falta ser virtuoso, pero que sea decente)
-vejez... de 20 para arriba, please... la media de edad del grupo al que se iba a meter son 30, y que mi gente se junte con gente de 20 para abajo es como zoofilia, más o menos.
p.d.: camelas, te tienes que pegar un cameo con tu saxo un día de éstos. Pero, si no hay batería...
si alguien sabe algo, me lo diga pronto, please. Me corre mucha prisa.

Benito Camela dijo...

Yo soy demasiado cutre con el saxo, me da vergüenza ser tan mediocre pero en mi residencia no me dejan darle porque molesto, toco en el cesped...pero no sé, no puedo tocar en pleno enero a la intemperie...

Conozco a un chaval, pero no vive en albacete así que lo siento.

el opinador dijo...

En las casi dos semanas que llevo queriendo escribir, siempre he tenido en mente una frase que nos dijo un profesor el año pasado.
Era algo así como que somos actores de nuestra propia vida, que siempre interpretamos un papel de manera inconsciente. Imitamos lo que vemos, igual que cuando somos niños y hacemos lo que vemos por la tele o en nuestra casa.

Esto explicaría muchas cosas. Por ejemplo, alguien nacido en una gabela de Río de Janeiro o en un gueto estadounidense tiene todas las papeletas para acaba envuelto en líos de droga, violencia, prostitución, etc. Cuando ése alguien sólo conoce una forma de actuar no puede obrar de otra forma. Al igual que un perro sólo puede actuar como un perro, porque está adiestrado de esa manera.

Eithne dijo...

La verdad es que la palabra "grande" (como has dicho alberto) se queda corta. Me explico: las personas y más a nuestra edad, unos..17 y 18, no queremos quedar en ridículo o darnos de sabiondos cuando no sabemos ni la mitad, por eso nos echamos para atrás, solo con pensar: es que..si escribo algo miserablemente tonto, va a pensar que soy tonto..y no es plan.
Los alumnos quieren ganarse a los profesores, quieren aprobar y olvidarse del tema.
Pero bueno, aquí tienes a alguien que no. Alguien que, simplemente, dice lo que piensa, que no intenta aprobar y hacerles la pelota a los profesores, sino que intenta superarse a sí mismo.

Benito Camela dijo...

Bien Eithne, ¿y qué opinas del tema?

Eso que has hecho ( hablar desviándote del tema) lo hacemos constantemente en foros y blogs, se llama en inglés (que queda más cool, osease, guay...offtopic).

Así que, vista tu actitud activa ante el panorama "educacional" (que de educacional tiene más bien poco), cuéntanos, ¿crees que Platón acertó en cierta medida (solo de refilón) al decir que vivíamos en Matrix?

Bienvenido/a al blog, y no tengas miedo de ser un petardo. No vamos a pensar que seas tonto, tonto quiere decir falto de inteligencia. La inteligencia no es saber muchas cosas, tener mucha información...sino saber relacionar esa información, así que tú de tonto o tonta o lo que sea, nada de nada, al menos demuestras inquietud husmeando por el blog.

alberto dijo...

Pregunta gorda… qué somos… en el frontispicio del oráculo de Delfos, donde fue Sócrates a ver quién meaba más lejos y unas sacerdotisas colocadas le dijeron que él, ponía aquello de “propteis einai”, o algo así… CONÓCETE A TI MISMO… Y vaya si es importante saber qué material se maneja… si sacas a una serpiente a pasear 3 veces al día al parque, te estás equivocando; si le echas ratones vivos a un perro, te estás equivocando. Total, que en efecto es una gran pregunta, es una pregunta “seminal”, porque según respondas a eso obtendrás unas claves u otras para muchos otros asuntos aparentemente alejados del tema. Pero no, no están tan alejados. Hoy mismo comentaba en clase que hay grandes posiciones (políticas, de pareja, de actitud ante la vida, de lo que sea), que necesitan una respuesta previa a otras cuestiones (implícita o explícitamente)… ser de izquierdas, parte de una posición a priori que tiene mucho de optimista antropológico… ser de derechas, tiene algo de pesimismo antropológico.
Somos: en un lugar prominente, lo que nos han contado. Hay condicionantes culturales tremendos, ineludibles y evidentes. En otro contexto histórico, económico, cultural, familiar… seríamos otros. Otros, como suena. Otros.
Pero, he aquí la gracia, eso que nos han contado que somos, y que en efecto en principio somos (en lo sucesivo el ROL), se ve sacudido por otras tensiones, por dos grandes fuerzas, que a veces logran cambiar parcialmente el rol hasta llegar a sentir el placer de ser mejores de los que nos “tocaba”, y a veces simplemente nos joden la mente y nos hacen sentir gusanos, impotentes, petardos, miserables y/o vendidos. Estas dos fuerzas que “presionan” al rol son:
1.- Lo que imaginamos, lo que soñamos, lo que deseamos, lo que queremos ser. Borges dijo que la belleza del Quijote estriba en que en ese libro un hombre se atreve a ser lo que sueña. Preciosa interpretación, por cierto. Pero en efecto así es, o puede ser, también en nuestras vidas. Más allá de lo que “nos toca”, somos seres proyectivos. Bueno, unos más, y otros menos. Pero sí, tenemos ese punto de “inacabados” que nos da una mente volandera
2.- Somos animalillos. Eso, Freud lo explicó mejor que nadie… lo de Eros y Tánatos, esas cosas que dichas prosaicamente se entiende muy bien. Son fuerzas subterráneas que presionan y presionan el rol asignado, no se extinguen jamás. Una tectónica de placas que sólo se logra anestesiar, encadenar, a ratos y con éxito bastante relativo bajo el peso de capas y capas de rol civilizatorio.
Con este simple modelo explicativo, se obtiene una respuesta simple a qué somos… haga Vd. esta fácil operación:
Primero, sea muy consciente de qué le han contado que debe ser en su sociedad, en su país, en su clase económica, en su familia, con su edad (contradicciones culturales, que existen y muchas, incluidas).
Y, aplique el coeficiente corrector de las dos fuerzas apuntadas, ponderando cómo y de qué manera funcionan en Vd. Y eso es Vd.
P.D.: cuanto menos le afecten esas dos fuerzas correctoras del “rol”, más será Vd. a un ciudadano ejemplar, envidia de vecinos, orgullo de madres, y posible causa depresión del profesor de filosofía que suscribe. Pero, eso sí, será bastante feliz. O algo así.

Juanjo dijo...

Creo, que difiero de tí Alberto. En ciertas cosas. Cierto que la sociedad tiene un impacto sobre nosotros, pero existen estudios con gemelos, que comparten todo el ADN, gemelos unicigóticos, idénticos, univitelinos. Bien, estos gemelos que se separan al nacer no tienen ningún contacto. Viven en entornos comunes parecidos (por entorno común entiende la cultura) pero entornos exclusivos (las zonas concretas en las que se crían, el barrio, el colegio, la familia) diferentes, si existe algún parecido entre ambos debe ser por factores genéticos, y creeme, se parecen de forma asombrosa a pesar de haber vivido separados, no físicamente, sino en factores generales de personalidad e inteligencia. También hay estudios de gemelos bivitelinos (comparten la mayor parte del material genético), hermanos adoptados que no comparten ningún material genético (que no se parecen en nada a pesar de compartir su entorno, su cultura...), también estudios de gemelos que fueron separados y por circunstancias acabaron viviendo en países diferentes (que a pesar de su cultura extremadamente diferente, hay un caso de sudán y Canadá..., son muy parecidos en sus tendencias generales de personalidad). Todos estos estudios se encuentran englobados en la ciencia de la genética conductual y han demostrado que entre el 25 y el 50 % de lo que somos, tienen un origen genético, el otro cincuenta por ciento se divide en entorno exclusivo un 40% (las vivencias personales del individuo) y un 10 % o nada el entorno compartido (la familia, por ejemplo).

Estos estudios han dado un golpe duro al mito popularmente aceptado de que somos una tabla rasa en la que la cultura pinta, no, más bien somos como una piedra, dura que se erosiona con el entorno más que una tabla de cera en la que el cincel moldea nuestra forma de ser y ver las cosas.

Aparte de eso, coincido contigo, haciendo un matiz, Freud montó una gran moto, la soltó en el momento oportuno y nos la vendió a todos. Pero en nuestro ojo crítico está no creernos todo lo que dijo, al menos en el ámbito de la psicología, en el de la filosofía...vale todo, como en la guerra y en el amor.

alberto dijo...

Sí, bueno, mi post es súper-criticable desde muchos flancos, claro está. Pero es que no pretendo ofrecer una teoría onmiabarcante y definitiva, sino tan sólo un modelo explicativo, tosco y rudimentario... de usar, cuanto más mejor, pero también tirar. Creo en este tipo de modelos básicos de quita y pon, soy un poco instrumentalista en cuanto a mi “filosofía de la ciencia” (Mosterín en eso es mi hombre).
Pero, yendo al grano. Mira que ha fluctuado durante el siglo XX el equilibrio genes/cultura. Primer momento ultra-determinista-biologicista, posterior reagrupamiento y avance las fuerzas ambientalistas, y una última avanzadilla del reinado de los genes, que es precisamente la posición en la que se ubica tu post.
Mi opinión de ello: los estudios de los que hablas tienen truco. Por supuesto que los estudios de genética conductual afirman que la tabula rasa está pasadísima pero… es que ellos reducen la variable a determinar a las “tendencias generales de personalidad”. Pero claro, ahí es donde yo veo la trampa. Si una persona tiende a cortar clítoris con cariño y cuidado, y su gemelo univitelino (criado a miles de kilómetros de distancia y miles de kilómetros de años luz cultural) tiende a lleva a su hija al instituto con cariño y cuidado…. Tienen una tendencia general de la personalidad en común, sin duda. Pero son distintos, y si no pregúntale a la hija
Pero reconozco que a los 19 años tuve la suerte o la desgracia de quedar fascinado por la Introducción a la Antropología de Marvin Harris… puede que mi propia biografía sesgue mis ideas. Bueno, puede no, es seguro: porque el ambiente me ha afectado, por cabezones que sean mis genes, jajaja!!!. Sin la lectura de aquel libro, como muestra el vídeo que camelas puso en la entrada del blog, hubiera sido otro. Mis genes serán obstinadísimos y recalcitrantes, pero sólo me hubieran mantenido “tendencias generales de personalidad”…. Y eso y ná, es ná. (o, como mucho, poco)
Y, lo de Freud… pues más o menos… también le ensalzo porque tengo cariño. Me lo imagino metiendo cocaína a las pavas vienesas ultra-reprimidas y… me enternece la situación, pensar qué soltarían aquéllas por su boquita, para que el Sigmundo escribiera todo eso… Pero, mira, ahí me cito a mí mismo (aunque sea pedante): Freud me encanta, y lo admiro como lo que es, como un modelo explicativo tosco y rudimentario, que hay que usar (porque muestra su utilidad empíricamente en tantos y tantos casos), pero también saber tirar.

Juanjo dijo...

Ya, pero eso solo es en el caso más extremo. En casos como dos gemelos que se separan y viven en dos ciudades diferentes como nueva york y Boston, se casen con mujeres que se llamen igual, tengan un perro con el mismo nombre, ambos sean carpinteros, ambos tengan un banco blanco en el árbol del jardín... Solo resalto que la genética y el ambiente comparten poder, nosotros no sabemos si a todos nos afectan por igual ambos factores o varía, pero algo intuimos. Sí, quizás cada uno esté condicionado por sus experiencias personales y por eso yo me dejo caer hacia la biología, y tú hacia la sociología.

OSCAR M dijo...

Quien soy yo? yo soy un ser que piensa y que puede decidir entre lo bueno y lo malo y ser consecuente con esto, soy una probabilidad del destino ya que pude ser mas alto, o haber nacido en Francia y hablar francés y entonces no estar escribiendo aquí; pero por alguna casualidad estoy aquí y pertenezco a este espacio-tiempo, eso soy, bueno, aparte de ser el epistemologo :)...
La filosofía nos puede ayudar en muchos aspectos de nuestra vida, pero, para mi, a veces es mejor ignorar alguna pregunta ultima como esta, para no enloquecerse y vivir feliz, ya que la puedo meditar mil y una vez, consiguiendo solo el caos, al no poder encontrar alguna respuesta real...
no pensé que en un lugar donde eres libre de expresar tu libre albedrío, hubiera quien midiera tu nivel "educacional", yo creo que si algien tiene mas o menos nivel "educacional", seria problema suyo y culpa de la sociedad, que en vez de ayudar a educar, critican; estas son las típicas formas de ahuyentar de estos lugares a un publico del que también se puede aprender, como eithne, como yo, como cualquier estudiante promedio, que da su humilde idea, gracias.

el opinador dijo...

Hola OSCAR M, en primer lugar, te doy la bienvenida. Siempre es una buena noticia contar con opiniones nuevas y frescas dentro de un pequeño blog como es este. Por eso no acabo de comprender algo que has dicho en tu comentario y que te explicaré más adelante, cuando llegue a ese punto.

Porque antes me gustaría rebatirte alguna que otra cosilla… En primer lugar un matiz, una apreciación. Es algo que desde hace tiempo me viene rondando y que tengo ganas de escribirlo. Has dicho algo así como “por alguna casualidad estoy aquí”. Puede que tengas razón y sea una casualidad, pero cada vez pienso más en que nada es casual, que las cosas cuando ocurren es porque tenían que ocurrir, que aunque no sepamos que van a pasar está escrito en algún lugar que ocurran. Sé que esto puede degenerar debate y no quiero desviar el tema (hacer un off-topic como diría Camelas), pero puede servir de idea para una futura actualización (ahí lo dejo…).

Por otra parte, estoy totalmente de acuerdo con eso que dices de “a veces es mejor no preguntarse estas cosas, porque puedes acabar enloqueciéndote”. Bueno, no creo que nadie en este foro lleguemos a ese punto (sin contar a Alberto, que ya es un caso perdido). No obstante, hay algo que es cierto y es que, en las mismas condiciones, es más feliz alguien que no se plantea cuestiones, que no se preocupa de estas cosas. En eso estoy de acuerdo. También te digo que para nosotros, los que no enloqueceremos por comernos el coco, nos conviene que haya gente que sí lo haga, porque en su mano está el avance de la Filosofía y de la Ciencia, lo que bien disfrutamos nosotros rascándonos la barriga en lugar de calentarnos el coco.

Finalmente, me remito a lo escrito en el primer párrafo. He creído entender que, desde este blog, se ha ahuyentado a algún compañero que ha dado su opinión. Eso es totalmente falso, ya que si algo queremos los “veteranos” de este lugar es que entre gente nueva. Entre nosotros ya nos conocemos demasiado y necesitamos savia nueva para poder rebatir desde el trasfondo de la Filosofía, algo que nos gusta.

Donde tampoco puedo darte la razón es en eso que dices que si alguien tiene algún problema “educacional” es cosa suya. Lo siento pero no. Está claro que nadie le va a ayudar, pero el problema es de todos. La culpa, como apuntas es de la sociedad, o de la familia si no queremos ser tan genéricos, o del entorno (lo que apuntaría a la sociedad), etc., que no se da cuenta (esa sociedad) de que por discriminar, apartar o rechazar a una persona puede estar perdiendo a un buen filósofo, o científico, o investigador, o cirujano, que tal vez algún día hubiera creado una vacuna contra el SIDA o hubiera realizado los primeros auxilios por la calle a tu primo o hubiera concedido asilo a tu familia el día en que tu casa se derrumba (como hoy en Mallorca). El problema lo tiene él, sí, pero también la sociedad.

Y puede que el nivel educacional no se pueda medir de manera exacta, pero yo estoy seguro que Iñaqui Gabilondo sabe mucho más sobre periodismo que yo (o Kapuscinsky, o McLuhan, que son nombres que no diré porque no creo que conozcas). Por tanto, aunque somos muy democráticos y, por supuesto, valoramos todas las intervenciones de la misma forma (al fin y al cabo nadie tiene mucho más nivel sobre nada que el resto) no caemos en la banalidad de afirmar que discriminamos por “nivel educacional”. ¿Quién puede creer que sabe más que tú o que yo sobre quien somos? ¡Si es algo indemostrable! Pues eso, espero haberme explicado bien y que no confundas nuestros mensajes, que no siempre nos expresamos todo lo bien que desearíamos.

Un saludo y espero verte más por aquí escribiendo!

Eithne dijo...

Respondiendo a la pregunta de Benito, puedo decir que comparar Matrix con la actualidad en que vivimos ahora..es algo, como decirlo..es bastante exagerado, el otro dia mismo, te pondré un ejemplo, estaba tranquilamente en casa, concretamente en el sofá mirando la tele, viendo las noticias y reflexionando, que no son pocas veces, y me pregunté en que las personas (no todas) sabemos lo que nos espera en cierto modo, coomo un examen en el instituto, una visita al médico, etc; y tememos que llegue ese día y "disimulamos" para no ver la realidad. No sé si me explico, es algo que me cuesta explicar.
Es decir, sabemos la realidad, que hay niños que mueren por ejemplo pero...no somos conscientes, nos sentimos abrumados con lo que tenemos o simplemente cansados, o intentamos evadir temas que no nos incumben.

Y un pequeño comentario para oscarM (es compañero mío por cierto, pienso que estoy de acuerdo con El opinador en su argumento de que este blog es como un libro abierto en el que hay que rellenarlo poco a poco y con reflexión por parte de cada uno.

Juanjo dijo...

Puede que te plantee esa forma de engañarnos que tenemos en otro tema, pero sí eithne, nos engañamos a nosotros mismos y bastante. Cuando triunfamos en una tarea lo atribuimos a nuestros méritos, cuando fallamos lo atribuimos a factores externos a nosotros, creemos que somos mejores que la media, tenemos una ilusión de invulnerabilidad muy marcada, simplificamos el mundo y creemos que lo controlamos aunque más bien, el mundo nos controle a nosotros. Pero has hilado muy fino al decir eso de

""disimulamos" para no ver la realidad. No sé si me explico, es algo que me cuesta explicar."

porque es normal que no lo puedas explicar, yo tampoco, porque eso lo han descubierto algunos psicólogos sociales a base de mucha experimentación,es algo que nos cuesta aceptar, pero nos engañamos constantemente a nosotros mismos... de ahí que la realidad sea, subjetiva.

OSCAR M dijo...

Matrix es una buena pelicula que puede explicar por parte la epistemologia platonica, pero me queda una duda, ¿donde se representa la dialectica?, además que madriz es un mundo ficticio como el internet o los videojuegos, no se si se podria comparar con la parte de dentro de la caverna de platon. yo compararia el pensamiento de platon con la pelicula "los otros" (http://www.youtube.com/watch?v=Hb1j5rQAqvc), o "el efecto mariposa", ¿como se puede saber si este momento es de verdad y no es un sueño?, bueno aparte de un peyisco...
por otra parte, hace ya varias clases, discutiamos sobre la pastilla del dia después, decimos que el padre debia estar al tanto, pues el sabe mas que la hija (por tener mas años, que es como la dialectica acendente, entre mas viejo, mas sabio), eso segun platon, pero yo me inclinaria mas por el pensamiento aristotelico, digo que el padre hubiera hecho lo mismo que el hijo a su edad, por el movimiento sustancial, creo que el pade hubiera sido relativista, por tanto el padre no tendria la necesidad de saber lo que hace su hijo.

alberto dijo...

Es una peli, y todo es interpretable…. Según yo lo veo Matrix y platón tienen mucho que ver, pero no todo. Es decir, también hay, por ejemplo, Descartes en esa peli, y probable dipsomanía de los guionistas, además de simples golpes de efecto …. así que aunque hay filosofía ahí, no todo es filosofía ahí. Freud mismo reconoció que a veces un puro es sólo un puro!!!!. Pero bueno, si buscamos un paralelismo de qué es en Matrix el proceso de conocimiento que platón llamó dialéctica, en el caso de la película vendría marcado por la elección de la pastilla, supongo. Lo cual abre un interesante debate, sobre si los “pensadores” eligen serlo, como en matrix, si pueden renunciar a ello (como parece también sugerir en matrix), si simplemente tiene que ver su manera de ser (tener un alma racional super-tocha, caso platónico), o meramente con su telos, con su fin, con lo que es natural en ellos (Aristóteles). Por cierto, a ver si los jefes de blog proponen más temas, que por aquí ya se oyen propuestas…. es duro llevar un blog, eh? jejeje
La dialéctica en matrix también puede ser interpretada como el “entrenamiento” del neo… pero eso sería más bien la educación de los guardianes…. O no… vaya Vd. a saber qué tenía en mente el guionista… pero sospecho que no pensaba en seguir todos y cada uno de los pasos de platón…
Y en cuanto a Aristóteles y el aborto… bueno, este tipo era prudente, realista, mesurado (y misógino, paradojas -supongo- de la antigüedad...) total, que intentaría aplicar su doctrina de buscar un “justo medio”, en este tipo de cuestiones morales. Puede que dijera que ni la niña, ni el padre, sino un médico, o incluso una moneda al aire, son más fiables como sujetos de elección de una decisión de ese calibre en esas circunstancias. Pero yo me inclino a pensar que, en lugar de manifestarse sobre quién y cómo debe decidir tal cosa, afirmara que quien se vea en esa circunstancia -salvo casos extremos tipo violación-, en pleno siglo XXI, con la información, con los medios que hay, es simplemente un imbécil, una bestia que él diría, y como tal, sencillamente no merece trato humano…. La polis está hecha para lograr la felicidad de los humanos, no de otro tipo de seres…. Y, bueno, yo le veo cierta lógica a ese razonamiento, por burro que pueda ser… Luego ya están las cuestiones morales de un estado que atiende a los necesitados, e incluso a los lelos, que equilibra desigualdades, que busca lo que se puede llamar eufemísticamente la “justicia social”, y todas esas cosas… pero esos son conceptos muy posteriores, no aparecieron hasta muchos siglos después… Es posible que Aristóteles, directamente, despreciaría a los/las pubertarios/as preñadas por… pues por ser sencillamente inhumanos/as, en tanto que irracionales…